viernes, 24 de noviembre de 2017


 No es que los programadores lo odien, más bien es que no enamora. Por cuestiones como esta:

Muchos desarrolladores odian java por dos razones:
  • Verbosidad es un lenguaje que requiere escribir demasiado para lograr tareas que deberían ser más sencillas.
    • Si quieres imprimir algo en la consola debes escribir: System.out.print(“Hola”);
    • En otros lenguajes es algo tan sencillo como : print Hola

Java es odiado por muchos programadores, especialmente algunos ya veteranos producto de la decepción (y yo me cuento entre ellos, por cierto).
Java, a diferencia de otros lenguajes pintaba en sus inicios para no ser un lenguaje de programación cualquiera, sino a ser “EL LENGUAJE” de programación. Sus características inherentes (Uso de máquinas virtuales, código interpretado en oposición a código precompilado) y su amplia compatibilidad tanto para navegadores como para los entonces incipientes dispositivos móviles lo hacían la opción perfecta, el lenguaje del futuro, vaticinaban algunos; y de la mano de una vibrante comunidad entusiasta, dedicada a crear nuevas APIs que extendían la funcionalidad del lenguaje y que brindaba a cualquier programador en apuros, sin importar el nivel, de un soporte impresionante, rápido y puntual a través de los foros. Todas estar características hacían de Java el mejor lenguaje de programación de aquel entonces (circa 2003).
Sin embargo, todo cambió cuando la nación del fuego atacó… NO!!! eso es de otro contexto; perdón… Todo cambió cuando Sun Microsystems fue adquirida por Oracle; Oracle no tenía la misma visión de Sun, sino que su intención era hacer a Java el lenguaje de facto para dar soporte a sus bases de datos y ERP, por lo cual, rápidamente comenzó a cerrar algunas de las funcionalidades mas revolucionarias del Java de aquel entonces, deteniendo su exponencial crecimiento. El entusiasmo se perdió y mucha gente comenzó a alejarse de Oracle Java en favor de otros lenguajes; esto, aunado a algunas de sus falencias más graves como que es un poquito complejo (comparado a otros lenguajes más recientes como Python o C#) y que le faltaba algo de estandarización fue lo que hizo que el entusiasmo inicial decayera y se convirtiera en odio pasional. Imaginenselo como una dulce pareja que, tras x años de próspero matrimonio se divorcia de la forma más cruel.
No nos confundamos, pese a todo lo anteriormente escrito, Java es uno de los lenguajes de programación más exitosos y utilizados en el ámbito corporativo y empresarial y conocer al menos las bases de Java es casi obligatorio para casi cualquier programador y el lenguaje aún cumple con muchos de los pilares por los cuales fue creado y que le dieron éxito, es decir, aún es multiplataforma (Es soportado por todos los sistemas operativos de escritorio y por Android, el sistema operativo móvil con mayor penetración en el mundo), sigue utilizando un esquema de máquinas virtuales y su código sigue siendo interpretado, aunque igualmente se puede compilar, y cuenta con una ya no tan vibrante ni tan entusiasta base de usuarios dispuestos a ayudar a quien lo necesite.
Por tal motivo estoy seguro que pese a lo mucho que muchos puedan odiarlo, Java es y seguirá siendo un lenguaje de programación importante y tiene, bien merecido su lugar en ese nicho, como otros lenguajes también lo tienen.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Checa esto

¿Que temas debe de haber en la pagina?

Posts Populares

Popular Posts

Recent Posts